RECONSTITUIR NUESTRA ALMA

Muchas veces nos sentimos solos, deprimidos, como que algo nos faltara. Muchas veces buscamos el sentido a nuestra vida en las cosas y las personas. Nos involucramos en un sin fin de actividades para no sentir la soledad y la depresión. El sentimiento de inutilidad luego de terminar cualquier actividad se hace cada vez más y más grande según van pasando los años. Vamos a misa, rezamos, entramos a alguna organización new age mística, hacemos meditación, hablamos de amor, de paz, y nos empeñamos en tratar a los demás como hermanos, sonreímos, y tenemos movimientos pausados y hablamos con voz celestial, pero la verdad es que detrás de todo eso está la tristeza y la soledad que no se van.

Desde niños nos han enseñado una moral de negación del lado oscuro del ser humano y probablemente haya sido así porque en ese lado se encuentran las mayores potencialidades de las personas. El lado oscuro no es otra cosa que el mundo desconocido lleno de fuerza y capacidades jamás soñadas. Ese lado oscuro fue estigmatizado y llevado al olvido y al oprobio principalmente por las religiones que lo único que les interesa es tener ovejas. Ellos sabían y lo saben hoy en día que cuando el ser humano se aventure sin temor en la exploración de eso que se conoce como pecado, mal, diablo, infierno, se liberará y ya no los seguirán. De allí que por miles de años, los que se creen dueños de la verdad, hayan mantenido sometida a la humanidad mediante muchas mentiras.




El sentimiento de soledad que a través de la vida nos lleva a creer en un dios que cuida de nosotros es el mismo sentimiento de soledad que a través de la vida no hace creer que estamos enamorados y decidimos vivir con alguien. Ese sentimiento de soledad nos hace cometer muchas locuras como el de coleccionar gente y cosas para ponerlas a nuestro alrededor y así auto engañarnos creyendo que somos felices.

La verdad es que nada en el universo podrá llenar el vacío que sentimos en nuestros pechos. Ni las personas, ni las cosas, ni las actividades ni nada porque ese vacío que uno siente es la consecuencia de haber negado parte de nuestra alma. La verdad es que estamos incompletos y lo que en realidad estamos buscando es la integridad que perdimos hace ya mucho tiempo.
Dejar de creer en el bien y el mal en pecado y castigo es vital para ir al rescate de nuestra alma olvidada. Para esto no sirven las creencias en dios ni las disciplinas deportivas, místicas, religiosas, ni flagelarse, ni hacer penitencias, ni el yoga, taichí, ni nada. Para esto solo sirve saber que pecado y castigo, bien y mal son solo creaciones de humanos interesados que aprovechan la ignorancia de las personas.

Para las personas que se desdoblan o viajan astralmente y son atacadas por diversas entidades lo que quiero decirles es que no luchen con esas entidades. Lo mejor es no tener miedo, mantenerse en un estado de profunda serenidad y en esa serenidad si es que uno se ve atacado o agredido por alguna cosa del astral, no luchar con ella, lo mejor es aceptarla e invitarla formar parte de uno. El consentimiento puede ser en forma mental o en forma física como cuando uno se entrega a un abrazo en el mundo físico. Cuando uno actúa así las entidades dejan de molestar y buscan integrarse a nosotros.

Ahora mucha gente dirá que es eso. ¿Cómo uno puede hacer uno esas cosas? ¿Invitar a alguien totalmente desconocido a formar parte nuestro? ¿Y si es un demonio? La verdad es que me complace decirles que el demonio tampoco existe. Esas entidades que nos agreden en el astral son partes nuestras, son partes de nuestra psicología y emocionalidad despreciada por nosotros. Vagan como fantasmas por el astral buscando su casa y nosotros debido a nuestra enseñanza lo rechazamos, entonces como poseen fuerza, nos agreden.

Si en este mundo creemos que debemos ser buenos y cultivar las virtudes y debemos alejarnos del pecado, estamos partiendo nuestra psicología en dos. La parte marginada, despreciada se alejará, retirará y esperará a que en algún momento en esta vida o en las que vendrán estemos capacitados para comprender esto y así reconstituir nuestra integridad.

aprendizxdexmago@gmail.com
Publicar un comentario
Comparte este Blog Share to Facebook Share to Twitter Email This Pin This Share on Google Plus
author
Ivan Guevara
Autor del blog Aprendiz de Mago y La Otra Realidad Conversaciones con Elam.